Buscar
  • jjgilon146

Consejos de alimentación para personas mayores

La alimentación en personas mayores es una de las necesidades humanas más básicas. Pero hay momentos y etapas en la vida en las que se hace más importante todavía prestar atención al tipo de dieta que llevamos. En este caso tratamos sobre el tipo de comida saludable para adultos mayores. Una alimentación saludable para ancianos debe incluir alimentos de los 3 grupos de macronutrientes que existen, a saber:

· grasas saludables

· hidratos de carbono

· proteínas

Por supuesto, sin olvidar los micronutrientes, que son las sustancias que el organismo necesita en pequeñas dosis, como las sales minerales, vitaminas, ácido fólico, calcio, zinc, etc.

En algunos casos es muy recomendable contar con un complemento alimenticio para ancianos, sobre todo en casos de anemias, o determinadas infecciones o enfermedades que hacen que no se absorban adecuadamente todos los nutrientes. En este artículo te recomendamos los mejores suplementos vitamínicos en la tercera edad.

Especialmente hay que potenciar la dieta saludable a partir de los 55-60 años, para reducir el riesgo de osteoporosis, diabetes, hipertensión arterial o enfermedades cardíacas.

Recomendaciones nutricionales para personas mayores

Cuando hablamos de nutrición para ancianos, o en el adulto mayor, existen algunos consejos que se deben seguir a fin de conseguir una correcta alimentación de las personas mayores:

· Tener en cuenta el grado de autonomía de masticación de la persona. Para algunos cuidadores, el problema es que nuestros seres queridos tienen problemas para comer, masticar, tragar, etc. Las personas de la tercera edad pueden tener diferentes retos: pérdida de apetito y pérdida de peso no saludable, problemas para masticar o tragar, depresión o la necesidad de reducir la grasa y el azúcar con ciertas afecciones crónicas.

· Aumente las verduras y las frutas: En general, la fibra, las vitaminas y las enzimas presentes en las plantas frescas son las mejores para todos nosotros. Cocer al vapor las verduras para que sean más blandas para los que tienen problemas dentales es fácil de hacer. Para aquellos que no tienen problemas para masticar, corte las verduras crudas con una sabrosa salsa como un bocadillo o una pequeña comida.

· Que la comida principal del día se la del almuerzo: A menudo para la cena, los ancianos están demasiado cansados para terminar las comidas. Además, algunas personas mayores pueden tener más problemas digestivos que interfieren con una buena noche de sueño. En realidad, todos necesitamos más calorías en las primeras horas del día.

· Prestar especial atención a la hidratación. Recuerde mantener los niveles de líquido. Es importante que todos los procesos corporales tomen algunos líquidos a lo largo del día. Cuantas más frutas y verduras haya en nuestra dieta, más hidratados estaremos naturalmente.

· No se salte las comidas: Saltarse una comida por lo general hace que alguien coma más en la siguiente comida y puede disminuir los niveles de azúcar en la sangre causando mareos. Si no tiene hambre, es mejor comer un poco que saltar.

· Coma comidas pequeñas con más frecuencia: Es mejor para la mayoría de los adultos mayores comer de 5 a 6 comidas pequeñas al día. Esto reduce los altibajos de los niveles de insulina.

· Comer despacio y masticar bien . Esto ayuda a las personas de la tercera edad que sienten dolor al comer grandes cantidades de alimentos debido a la congestión del pecho o a problemas respiratorios.

· Aumentar el consumo de frutas, legumbres, verduras y cereales, por su contenido en vitaminas y fibra

· Preferentemente optar por lácteos desnatados o semidesnatados, para evitar la grasa.

· Limitar el consumo de sal y azúcar.

Problemas de alimentación de los ancianos

Entre los problemas más habituales de alimentación en los ancianos están:

· Problemas al tragar y a veces dolor por problemas respiratorios, o el uso de sondas, etc.

· Pérdida de apetito. En estos casos es bueno fomentar confianza, amigabilidad y no forzar. Repartir pequeñas comidas a lo largo del día.

· Enfermedades mentales como el Alzheimer que interfieren en la habilidad de masticación y puede provocar atragantamientos. En estos casos se usan comidas trituradas como papillas y purés, o incluso alimentación por sonda.

· Falta de Hidratación. Es importante estar pendiente de ofrecer agua y líquidos a las personas mayores especialmente cuando no tienen la facultad de pedirlo. También se pueden incluir en la dieta gelatinas, sopas, infusiones…


Cómo deben ser las comidas para personas mayores

Dependiendo del tipo de problema hay planificar con tiempo el tipo de comidas para los ancianos, y prepara las recetas de cocina para personas mayores más adecuadas a cada caso.

· Cuando se trata de aumentar las calorías: Para aquellos que necesitan calorías o nutrientes adicionales, agregarlos a otros alimentos puede ayudar. Prepare bebidas altas en calorías como batidos. Puede agregar plátanos, mantequilla de maní, germen de trigo, etc. a un batido de chocolate para obtener una bebida nutritiva y rica en calorías. El ponche de huevo también contiene las calorías.

· Cuando se trata de aumentar las proteínas: Agregue leche deshidratada a un tazón de cereal o a una cacerola cremosa. Incluya huevos, especialmente la clara, productos lácteos, en postres y batidos. Y las carnes, pescados, granos, etc, en purés y papillas.

· Para problemas dentales, de masticación y deglución, o de alimentación de habilidades motoras: Haga guisos con trozos que sean suaves y fáciles de comer. Para aquellos que tienen problemas para masticar y tragar, el cerdo y el pollo desmenuzados con una buena salsa pueden ser de gran ayuda.

· Desayunos: Los batidos se pueden considerar una comida ligera para el desayuno – y son excelentes para añadir vitaminas y nutrientes para las personas que tienen problemas para masticar o comer.

Alimentos para ancianos

En general los ancianos o adultos mayores pueden comer cualquier tipo de alimento siempre y cuando no existan problemas o enfermedades. Sin embargo, esto suele ser lo habitual. Por ello existen diferentes tipos de dietas para personas mayores. Es decir, llegados a una determinada edad, la diabetes, los problemas cardiovasculares, la presión alterial alta… inciden decisivamente en el tipo de dieta a seguir, si se debe restringir la sal, o comer menos azúcares, etc.

En general, llevar una dieta balanceada, lo más libre de azúcares, grasas y sal siempre es recomendable. Es preferible optar por verduras y frutas frescas de temporada. Una alimentación correcta en el adulto mayor, por regla general, deberá incluir:

· Granos enteros

· Productos lácteos: quesos, yogures, leche…

· Carnes blancas preferiblemente con menos grasas que la roja

· Pescados blancos y azules. Los azules contienen grasas buenas como el omega 3.

· Frutas

· Verduras

La dieta blanda para ancianos

Muchas personas mayores prefieren tomar dieta blanda, a base de purés y papillas, ya que es una manera sana y rápida de ingerir alimentos:

Purés para ancianos

Puedes coger ideas de las recetas de bebés para preparar papillas para ancianos. Por ejemplo algunas ideas de recetas de purés son:

· Calabacín, zanahoria y patata. Con un poco de aceite de oliva.

· Puerro, patata y zanahoria y cebolla

· Puerro y patata

· Judías verdes con patata, pollo y ajo

· Puré de calabaza, con yema de huevo, puerro y patata

· Puré de merluza, con patata, puerro y tomate

· Purés de frutas: quinoa y plátano, pera y yogur, plátano y fresas, naranja con plátano y un trozo de manzana…


Tomado de www.bienestarmayores.com


3 vistas0 comentarios